Empezando a hablar de BDSMK

Empezando a hablar de BDSMK

¿Pero qué es realmente el BDSMK? 

El término BDSMK surge cuando en los años 70 diversas asociaciones de activistas homosexuales sadomasoquistas de EEUU e Inglaterra tratan de crear un mismo espacio cultural para actividades que hasta ese momento eran bien distintas, como la dominación, el bondage o el sadomasoquismo. 

Por lo tanto, el BDSMK es el acrónimo resultante de la combinación de las siglas BD, DS y SM, que hacen referencia al bondage, la disciplina, la dominación, la sumisión, el sadismo y el masoquismo. 

  • El bondage, es un término inglés que significa esclavitud y, en el mundo BDSMK, se interpreta como sujeción. Hace referencia a las restricciones físicas hacia una persona a través del uso de cuerdas, corchetes, etc. 
  • La disciplina hace referencia a las prácticas eróticas relacionadas con el adiestramiento de conducta de una persona como, por ejemplo, los castigos.
  • La dominación es la filosofía, gusto o práctica destinada a someter a una persona de la cual se dispone más o menos libremente. Se basa en el sentimiento de poseer en cierto grado a otra persona. 
  • La sumisión es la creencia, gusto o práctica destinada a servir a otra persona que tiene el pleno control de nuestros actos. El sumiso/a/e es aquella persona que desea entregar parte o toda su libertad personal a otra. 
  • El sadismo es entendido como el comportamiento sexual placentero obtenido al producir sufrimiento físico y/o psíquico a otras personas.
  • El masoquismo se entiende como el comportamiento sexual placentero a través de un sufrimiento físico y/o psíquico que te producen otras personas.
  • El término kink hace referencia a todo un conjunto de prácticas y fetichismos que se asocian a esta sexualidad alternativa y no están englobados en las anteriores definiciones. Kink puede traducirse como “perverso o retorcido” y responde al interés de personas que realizan prácticas sexuales no convencionales, como puede ser la autonepiofilia, y que por algún motivo no se sienten identificados con la B de bondage o la S de sumisión. Así, el acrónimo BDSMK pretende abarcar a un colectivo más amplio de practicantes de sexualidades alternativas. 

Además, el BDSMK tiene una serie de premisas básicas. 

  • No ha de realizarse bajo los efectos de sustancias estupefacientes. 
  • Todos/as/es los/as/es participantes deben de ser mayores de edad. 
  • Se ha de cumplir la regla de las SSC, es decir, ha de ser sano, seguro y consensuado.
  • Tiene que existir un RACK: riesgo asumido y consensuado de las prácticas kinky. 

Hasta aquí esta breve introducción al movimiento BDSMK. Poco a poco iremos profundizando en determinados aspectos relativos a este movimiento: cómo surgió, si se considera una práctica feminista o cómo de estigmatizada se siente la comunidad que practica el BDSMK en España.

2 Comentarios

2 ideas sobre “Empezando a hablar de BDSMK

  1. BrianEsoft dice:

    Many thanks extremely helpful. Will share site with my pals.

  2. JamesMup dice:

    Many thanks for sharing your good internet site.

Añade un comentario: